Lun - Sab 8:00 17:30, Dom - Cerrado

320 6718047

info@johanasotopediatra.com

Miembro

Hábitos saludables en los dos primeros años de vida de tu bebé

Los primeros dos años de vida de nuestros bebés son fundamentales para su desarrollo físico y cognitivo, de igual manera para construir relaciones sanas con los demás miembros de su entorno, ¿cuáles serán esos hábitos saludables?

También es una etapa primordial para una crianza que les sirva para crecer como niños sanos, seguros de sí mismos y rodeados de amor y tranquilidad, así que los hábitos y estilos de vida saludable son aplicables desde el primer momento.

Como pediatra en Pereira, quiero contarte cuáles son los hábitos saludables que debes seguir en los dos primeros años de vida de tu bebé. 

Alimentación

El tema parte desde la alimentación saludable y el buen cuidado, desde el día del nacimiento hasta los primeros 6 meses de vida, el bebé debe de alimentarse exclusivamente de leche, idealmete de leche materna.

Si por uno u otro motivo la lactancia materna exclusiva es imposible de llevarse a cabo, desde luego que el complemento ideal es la leche de fórmula, lo importante es mantener a nuestro bebé bien alimentado.

Desde el minuto uno por fuera del vientre materno los bebés ya comienzan a darnos señales de hambre, frío, dolor o desde luego placer, satisfacción o saciedad, nuestra labor consiste en aprender a leer estas señales y atenderlas de forma oportuna.

La idea es crear en nuestros bebés una respuesta rápida a sus necesidades de forma tal que este se pueda sentir seguro y a gusto con su compañía y con la forma en que es tratado.

Lo mismo pasa al momento de alimentarse, cuando nuestro bebé manifiesta hambre a través del llanto, es fundamental suplir esa necesidad y de esta forma crear en él o ella una experiencia positiva y placentera de la alimentación.

Según los estudios, los pediatras recomendamos que entre los 4 – 6 meses de vida se inicie la alimentación complementaria con todos los grupos de alimentos.

Debemos propender por brindar a nuestros pequeños la mayor variedad de vegetales, frutas, tubérculos, granos y carnes posibles, con multitud de preparaciones, colores, sabores y texturas, con esto conseguiremos que haya  menos riesgo de selectividad alimentaria en un futuro.

De igual forma se recomienda que la preparación de los alimentos sea lo más natural posible, es decir sin sal (primer año), sin endulzantes artificiales (dos años) y sin preparaciones hechas a base de aceites vegetales.

El agua es otro de los elementos imprescindibles en este cúmulo de hábitos saludables, afortunadamente ya es muy común ver niños que prefieren tomar agua ahora que otras bebidas y además las bebidas azucaradas les aumenta la posibilidad de contraer caries, obesidad infantil entre otras situaciones poco saludables..

El sueño, otro hábito saludable en los dos primeros años de vida de tu bebé 

El sueño es otro de los factores importantes durante los primeros años de vida de nuestros bebés dormir suficiente y de manera placentera puede ayudar para que nuestros hijos tengan una vida sana y crezcan de manera adecuada.

Los hábitos en el aspecto del sueño deben de ser parte de la rutina, tener horario para irse a la cama y hacer las siestas necesarias aportan al descanso de nuestros niños y ayudan al desarrollo normal, pues luego de un buen descanso su actividad está en aumento.

Es importante que como papás aprendan a identificar las señales de sueño y ayuden al bebé a dormir y descansar las horas que su cuerpo necesita para un correcto desarrollo. 

Estimulación y actividad física

¡Sí! Es importante hablar de actividad física y bebés que se muevan incluso desde sus primeros años de vida. 

Recuerden siempre que los bebés activos se convierten mañana en niños activos, y como reza el adagio popular “es mejor atajar que empujar”, por ello aunque se requiera un nivel más elevado de paciencia, siempre es bueno contar con un bebé que parece tener pila para rato.

De ser posible un curso de estimulación temprana para los bebés no vendría nada mal, ya que allí les enseñan a canalizar su energía y además socializan con otros bebés que están pasando procesos similares.

Rutinas de ejercicios como saber sentarse, estirar, hacer rollos y sortear obstáculos cumplen una función muy importante para estimular a los bebés.

Uso correcto de pantallas

Finalmente, si bien es cierto que no debemos satanizar el tema de las pantallas, la idea es procurar que los bebés pasen el menor tiempo frente a televisores, smartphones o tablets, antes de los dos años la recomendación es 0 minutos, uso exclusivo para llamadas familiares. 

La exposición a las pantallas los puede llevar al sobrepeso, la pérdida de calidad del sueño e inconvenientes para socializar y dormir.

En mi consulta de pediatría revisaremos cada uno de estos hábitos saludables en los dos primeros años de vida de tu bebé, adicionalmente, analizaremos su caso particular con el fin de aportar en esta experiencia de ver a tu bebé crecer.

Déjanos un comentario

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí